Regalo de cumpleaños por adelantado

A mi me gusta cumplir años, me gustan las sorpresas, las fiestas, los regalos.... lo que pasa es que algunos años salen tan malos que me pregunto si no podríamos directamente pasarlos por alto, pero justo en ese momento empiezo a repensarlo y me digo a mi misma "te han pasado un montón de cosas buenas, quédate con esas y olvídate de las otras".

Este año ya he soplado las velas por adelantado, lo hice ayer junto con dos grandes amigas antes de que volviesen a casa desde tierras vikingas y después de que me regalasen unos días increíbles, nos hemos reído tanto que si pasarlo bien se considerase deporte, estaríamos preparadas para competir el próximo año en las olimpiadas de Rio.



Decía ayer Lorena en mi red social favorita que "si hace cinco años le decían que iba a viajar con amigas hechas gracias a IG, habría pensado que eso a ella no le pasaría". 
La verdad, yo también lo habría pensado... Pero, ahora no encuentro locura alguna en que tres personas para las que la distancia nunca ha sido un problema para compartir su día a día a través de una pantalla,  hayan decidido encontrarse y venirse (dos de ellas) a instalar en una mini habitación de invitados (todo sea dicho de paso, ahí han pasado el tiempo imprescindible para descansar y cerrar maletas, puedes ver lo mucho que hemos maximizado el tiempo estos días puedes echar un vistazo a nuestro hashtag #cantabricasenCopenhague).


Dinamarca se nos quedo pequeño y acabamos en Suecia
Todo esto empezó después de Puntomom, yo lié a mi sister Paula para compartir unas horas juntas, ella hizo el viaje con las Lucus y a partir de ahí empezamos a medio bromear "tendríais que veniros a hacerme una visita", yo insistía y picaba a Lorena para que hiciese click en cuanto saltase el aviso de precio razonable en Skyscanner, y tanto fue el cántaro a la fuente que por fin llego el día en que leí en mi móvil un mensaje que decía "que tal te vendría si nos fuésemos del 13 al 18", pensé que era una señal, un regalo por adelantado y una buena dosis de la medicina que necesitaba.

Han sido unos días increíbles (me repito, lo sé), la despedida ha sido dura (ya sabes que soy de lagrima fácil) pero sé que lo mejor ha sido descubrir que a mis treinta y muchos cuento con dos nuevas amigas que van a estar siempre ahí (porque todo esto empezó en la distancia y porque a partir de una edad la gente que llega a tu vida ya ha venido para quedarse), y además sé que somos de maleta fácil y que ya estamos pensando en el reencuentro... Incluso te diría que ya estamos seriamente considerando la transformación de nuestro hashtag en #cantabricasporEuropa (si toca  el Euromillones incluso podemos ampliar a América, Asia, África y Oceanía).


Tres cantábricas y una vikinga 

Gracias chicas, yo os hubiese clonado o incluso secuestrado!!

3 comentarios

  1. No tengas dudas: hemos venido para quedarnos, y ya sabes q nos faltó poco para hacerlo literalmente. Muchísimas felicidades; disfruta del día y de este nuevo año q seguro q trae cosas buenas para vosotros. Un besiño enorme!!

    ResponderEliminar
  2. Estoy contigo en que hay que quedarse con lo bueno y dejar pasar de largo lo malo. Lo mejor de cumplir años es que cada vez tienes las cosas más claras. Para mí también los amigos que haces a partir de una determinada edad ya lo son para siempre porque ya has rodado lo tuyo y has tenido tus experiencias, y ellos también. Feliz cumpleaños.

    Un beso,
    Sonia

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias!!
      Al final esto de hacerse mayor va a estar bien, no?
      Besines desde Dinamarca
      Vero

      Eliminar

Solamente por haber dedicado parte de tu tiempo a leer lo que pasa en mi mundo, te estoy muy agradecida.
Si además quieres dejarme tu opinión, mi agradecimiento se multiplicará por mil, pero te pido una cosa: se respetuoso en todo lo que tengas que decir.
Y recuerda a través de este blog solo quiero compartir como vivo el mundo que me rodea.